El GNL también es efectivo para reducir las emisiones de CO2

|

GNL bunker

_____

Reduce las emisiones netas de GEI entre un 6% y un 21% en función de las tecnologías utilizadas, según un estudio de SEA/LNG y SGMF

_____

(ANAVE) El gas natural licuado (GNL) como combustible marino también es efectivo para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), en particular las de CO2. Estos son los resultados de un estudio presentado recientemente por las asociaciones SEA/LNG y SGMF, titulado ‘Life Cycle GHG Emission Study on the Use of LNG as Marine Fuel’ y que ha sido llevado a cabo por la consultora Thinkstep. El objetivo es evaluar las emisiones totales de GEI medidas “del pozo a la estela” (WtW, Well to Wake) en función del tipo de combustible y de la tecnología de sus motores.


Son conocidas las ventajas del GNL para reducir drásticamente las emisiones de contaminantes locales, como los óxidos de azufre (SOx) y nitrógeno (NOx) o la materia particulada en suspensión (PM). El objetivo de este estudio era reducir la incertidumbre respecto al valor adicional aportado por el GNL reduciendo las emisiones GEI y contribuir a la consecución de los objetivos de la OMI y en especial respecto a las pérdidas de metano, tanto en la combustión como a lo largo de la cadena de suministro.


Entre sus principales conclusiones, este estudio destaca que el uso de GNL como combustible marino permite reducciones de las emisiones GEI de entre un 6% y un 21%, en el ciclo WtW, en función de la tecnología y el combustible de referencia. El estudio plantea un dato muy concreto: si toda la flota existente en 2015 optase por utilizar GNL como combustible, se reducirían sus emisiones GEI en promedio en un 15%.


Las pérdidas de metano durante la combustión es uno de los aspectos importantes en el uso de GNL como combustible marino. Este estudio destaca que en los motores diésel de dos tiempos de alta presión o en las turbinas de gas estas pérdidas apenas suponen un 1% de las emisiones GEI totales en el ciclo WtW. En los motores de dos tiempos de baja presión o de cuatro tiempos, estas pérdidas pueden suponer entre el 10% y el 17% del total de dichas emisiones.


Finalmente, el uso de gas natural renovable o sintético combinado con GNL convencional puede proporcionar un ahorro de emisiones de hasta un 90% adicional. Como ejemplo, una mezcla al 20% de gas natural renovable puede reducir las emisiones GEI un 13% adicional respecto a un combustible fósil.


Hasta la fecha no se había publicado un informe tan exhaustivo, ya que los datos se limitaban a una tecnología o combustible concretos, produciendo resultados incompletos y no concluyentes. Este informe tiene en cuenta la variedad de tipos de motorización utilizados en el sector marítimo y los analiza caso por caso. Los datos se han obtenido de 8 de principales fabricantes de motores marinos e incluyen cifras de rendimiento para cada una de las tecnologías analizadas. También han participado 3 de las mayores empresas energéticas del mundo.


En resumen, el informe demuestra que el GNL como combustible marino también permite reducir las emisiones GEI y cuantifica esa reducción en función de una serie de factores como la tecnología de los motores, el combustible de referencia y por supuesto, las particularidades de la cadena de suministro en cada región.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.